Vehemencia

Hay una especie de unanimidad al responder en una entrevista o al hablar con el vecino que consiste en decir que una no se arrepiente de nada de lo que ha hecho en esta vida, que volvería a hacerlo y que de todo se aprende. Este es el mensaje positivo sobre las experiencias.
En los medios también hay una unanimidad tácita (o no) que consiste en aplaudir éste tipo de mensajes positivos, en venenar a la gente que "se sale de la norma" contando estrellas, amamantando osos o descifrando códigos sobre la felicidad; -casi siempre en las últimas páginas, a modo de cenefa-, mientras siguen velándonos con toda la mala intención, lo peor del mundo.
O contándonoslo como si fuéramos tontos, pequeños depredadores que nos lo comemos todo, listos para aumentar el número de psicópatas.
Llevan tiempo anclando las formas con un ancla hipócrita en mitad de la isla donde viven los náufragos del gran Forges y ya ( salvo excepciones) todo el mundo habla igual.
Se le llama persona de color al negro y sobre la vida de uno nadie se arrepiente de nada y si mil veces vivieran mil veces volverían a hacer lo mismo. Yo no.
Yo me arrepiento de cosas y no las volvería a vivir.
Sería muy necio decir que no se aprende de todo,aunque me temo que no es el todo lo que hace aprender a las personas, si no la disposición a hacerlo continuamente.
Detesto fervientemente a los diletantes de mi generación con paga de sus papis ( casi todos astrólogos, fotógrafos, terapeutas alternativos, oenegistas y compradores de objetos étnicos, que sólo hablan de si mismos y las miserias de la India) con el rollo de que todo lo que ocurre aquí en la tierra forma parte de una justicia cósmica de la que creen estar invadidos.
Hay justicia, sí, pero hay mucha mas injusticia.
Pepe ( es un suponer) perdió un ojo a causa de una enfermedad, interpreto los signos, se puso colirio, lloró y se aguantó y ahora ha perdido el otro. No es justo. Quién sea capaz de buscar ( y encontrar) el porqué a tanta mala suerte como la de Pepe ( es un suponer) es un Rouco Varela vestido de civil que practica el sexo tántrico.
Ayer lo hablaba con una amiga. Pertenezco a una generación en que la mayoría de ellos siguen hablando mas de si mismos que de lo que ocurre a su alrededor. O lo auto referencian todo. Mis amigos, no, por supuesto, pero hay tanto lerdo de casi cincuenta años que aún habla de "crecer", de "procesar" y de sábanas blancas, obviando el dolor que por el mundo campa, que hoy les dedico este post. Los recuerdo porque andamos por las mismas calles y navegan por el mar donde se ancla el ancla de la hipocresía y las formas formales que tanto dicen aborrecer. Mis amigos viven en la isleta de los náufragos de Forges. Algunos aún están nadando por llegar ahí, con un pedazo de madera entre las manos. Y otros no llegarán nunca aunque les gustara, porque hay injusticias que hunden a los humanos (estos seres tan perfectos dentro de estas máquinas tan perfectas y con estos cerebrines y una capacidad humildemente todopoderosa, para diagnosticar el porqué de todos los males) por la cara y la patilla. Sin mas. Como caen las manzanas por la pura y dura ley de la gravedad, no para aplastar tu jodido sombrero.

P:D: Vivianne que estás en los USA; no temas por mi hígado. Me conviene la vehemencia. Nos conviene a todos, cómo nos conviene el error y la rabia de vez en cuando. Mañana me perderé en el goce de contemplar las flores del camino. Ni de coña he aprendido de todo.

3 comentarios:

L'À | L'imperdible de L'Ànima dijo...

Yo estos días he tenido que estar discutiendo con mi vecino por culpa de las lluvias en barcelona y te aseguro que es muy complicado...

Jordi Cirach
L'À | L'imperdible de L'Ànima
http://www.imperdibleanima.blogspot.com

Erlik_Khan dijo...

He llegado a tu entrada a partir de un buzz de Yoriento, Aunque reconozco que en algunos puntos me he visto tocado, estoy contigo.
El no arrepentirse de nada, es una estupidez, y posiblemente si es que la reencarnacion existe, y me acordara de las vidas anterioes, lo mas posible es que no lo repitiera de nuevo.

Mitakuye Oy Asin
Erlik Khan

Viviane Vives dijo...

no si yo tampoco lo consigo corazon, pero lo sigo probando...