OS QUIERO MIL

Obra de Matías-Sánchez











(Conversación telefónica "matinera" entre mi amiga Txispa y servidora, o cómo deciros gracias y que os quiero mil )


M- ¿Si?

T.-Nenaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

M.- Quéeeeeeeeeeeeeeee??????????

T.- El clavo, tía, el calvo…

M.- ¿Que le pasa?

T.-Que me ha metido los cuernos

M.- ¿Es una intuición o es una realidad?

T-. Ha sido un sueño, pero parecía tan real…

M,- ¿Sabes que soñamos aquello que queremos?

T.-Y también lo que tememos.

M.-No, A partir de una edad solo sueñas con lo que quieres. Lo que temes, lo vives.

T.- Tu siempre tan prosaica.

M.-Es que si me despisto me cuentas el sueño con detallitos y todo.

T.-Mi psicólogo me dijo que verbalizara mis miedos.

M.-Hazlo, hija, hazlo, pero te quedaras sin amigos.

T.- Pero nenaaaaaaaaa, que poco misericordiosa estás hoy…

M.- Encima…

T.-Ya sé que te pasa.

M.- ¿Qué?

T.- Que estás de subidón.

M.- ¿A las nueve de la mañana de un día laborable?

T.-Sí, sí. Estás de subidón porqué ya tienes mas de mil seguidores del blog en el Facebook.

M.-Es brutal, eh?

T,- Mil personas son muchas.

M.- ¿Te imaginas que todos fueran calvos y calvas, estuvieras enamorada de todas y de todos y soñaras que los mil te meten los cuernos a la vez?

T.-Eres una imbécil y te metes conmigo porque no soportas el halago que supone tener mil seguidores por escribir tontadas.

M.- Gracias, criatura predadora. Si es así, es otra forma de vanidad.

T.- ¿Qué te dice tu psiquiatra?

M.- ¿De qué?

T.- ¿De tener mil seguidores en el blog y sobrellevarlo con dignidad?

M.-Que pruebe a follármelos a todos. De uno a uno.

T.-Va, burra, dime la verdad.

M:-Mi psiquiatra es una profesional y me habla de cómo sobrellevar el TDAH y la ansiedad que me producen ciertas amigas. No como el tuyo, que te sigue tratando la depresión post parto quince años después.

T.- La maldad te ciega. Yo tengo psicólogo, desde hace un par de meses y por lo de la menopausia.

M-No hay nada como tener pasta.

T.-Y ardores.

M.-Calenturas.

T. A mi no me tumbas con tu mal despertar, eh? Que nos conocemos desde hace años y yo sé que estás de lo más subido por tus mil seguidores.

M. Me hace ilusión, pero es como un espejismo…

T.-Claro, piensa que al menos diez somos amigos incondicionales. Estos no cuentan.

M.- ¿Por qué no habríais de contar?

T.- Quiero decir que nos hubiéramos apuntado al blog o a cualquier cosa por tal de darte un poquitín de aúpa.

M.- Que bella es la amistad.

T.- Tampoco cuentan las empresas, que alguna habrá que se ha apuntado para hacerse publicidad…

M.- ¿Haciéndose seguidora de mi blog?

T.- El marketing lo abarca todo. Y luego está tu hija y sus amigos, que tampoco cuentan.

M.- Esto es verdad, porque una noche en que Alex, un amigo de Júlia, vino a casa a cenar, me dijo que se había hecho fan del blog y luego me preguntó si ahí publicaba mis dibujitos. No le pegué un cachete porque el niño es marciano y me lo quiero mucho.

T.- Y luego cuenta con todos los que han clickado porque no saben decir que no a una petición. Réstale los despistados y los que se apunta a todo…

M.- Cuantos más cuernos te mete el calvo, más hija de puta te vuelves…

T.- Dime la verdad ¿Te consta algo de que mi calvo me meta los cuernos?

M.-Sí

T.- Joder, nenaaaaaaaa, podías haber empezado por ahí…

M.- Por ahí es por donde hemos empezado ¿No dices que lo has soñado? Pues será verdad.

T:- Vale, perdona nenaaaaaaaa, pero la incertidumbre me vuelve alimaña…

M- A lo mejor, tu calvo te mete los cuernos conmigo.

T.-Va, tontaaaaaaaaa, dejemos la maldad ¿Un break?

M. Vale, pero dime ¿Por qué se hizo seguidor de mi blog, tu calvo?

T.- Porque le gusta mucho lo que escribes.

M.- Ya tengo un seguidor de verdad.

T.- 1!!!Pero si tienes mil!!!!

M.- Me parece un espejismo, pero por otro lado es tan real...

Ahí están todos, con sus fotitos y sus nombres. Encima yo soy fan de muchos de ellos.

T.- Te pasa lo mismo que a mí con los cuernos del calvo, que no te acabas de hacer a la idea de si son o no son.

M.-Debería estar contenta, requetecontenta.

T.- Y yo de mi calvo, que me quiere tanto, el pobre…

M. No estés tan segura.

T.- ¿O sea que tú estás segura de que tienes mil seguidores porque han puesto su fotito en un espacio del Facebook, y yo no puedo estar segura del hombre que me calienta la cama?

M.- No es lo mismo.

T.- Ya, pero da subidón.

M.- Muchísimo, a pesar de los sueños.

T.- Aunque, yendo al fondo del asunto ¿De que te sirve tener mil seguidores en el Facebook?

M.- El subidón.

T.- Pero si seguirías escribiendo igual en mitad de un desierto…

M.- Somos lo que somos más lo que nos hacen ser.

T.-O sea que yo soy una mujer enamorada, más los temores que fomenta mi calvo.

M.- Tus temores los fomentas tú solita.

T.- Y tu subidón lo fomentan tus mil seguidores.

M.- Sí.

T.- Ahora deberías decir que los quieres mucho a todos y que sin ellos no serías nada.

M.- Como tú no serías nada sin tu calvo.

T.- ¿De verdad crees que sin mi calvo no sería nada?

M.-. Al menos un rato te sentirías así..

T.- Claro, igual que tú sin tus seguidores…

M.- A los que quiero tanto.

T.-Pero si a algunos ni los conoces.

M.-¿Cuánto tiempo lleva tu calvo calentándote la cama?

T.-Cinco meses.

M.- Y le amas mucho…

T.- No tanto como tú deberías querer a tus seguidores de blog.

M ¿Porqué dices eso?

T.-Porque a lo mejor mi calvo solo está conmigo porque no sabe decir que no, mientras que tú, entre mil, alguno tendrás al que le guste el blog de verdad…

M.- A tu calvo.

T.-No te jode.

5 comentarios:

Pau dijo...

Fantastico. Claro, no se si real o ficción, en cualquier caso me lo he pasado de PM
Gracias

la víbora dijo...

jjajajajajjaja, brutal!
seguidora tuya porque le flipa lo que escribes y cómo lo escribes, pide que no dejes de hacerlo nunca.

amores miles.

Viviane Vives dijo...

pues por que nos encanta, que estas tonta o que?

V

Viviane Vives dijo...

ah y para los calores, a cuidarse el higado y a comer cosas verde oscuro apenas hervidas un momento. Ya veras...

Mariano Muniesa dijo...

A mi me gusta muchísimo tu blog, y lo leo no todos los días -sería falso decir otra cosa- pero siempre, o casi siempre que lo leo, me deja motivos muy estimulantes de reflexión. Besos, Besos e inspiraciones varias, amiga. Cuídate, se te quiere.